Alergia al Glutamato de Sodio.

Quizá el nombre del glutamato de sodio o glutamato monosódico (GMS) no te diga mucho, pero posiblemente lo consumes con mucha frecuencia. Es un compuesto que se usa como potenciador de sabor de muchos alimentos, y está presente en gran cantidad de aditivos alimentarios.

Pese a que la Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA, por sus siglas en inglés) ha reconocido al glutamato monosódico como un ingrediente “generalmente reconocido como seguro”, algunas personas han reportado experimentar síntomas parecidos a los de las alergias.

Síntomas

  • Dolor de cabeza.
  • Sensación de presión o hinchazón en la cara.
  • Dolor ligero de pecho.
  • Urticaria.
  • Secreción o congestión nasal.
  • Sudoración.
  • Enrojecimiento de piel.
  • Hinchazón de labios.
  • Sensación de ardor o adormecimiento alrededor de la boca.

En casos graves, entre los síntomas se incluyen: dolor fuerte de pecho, dificultad para respirar, inflamación en la garganta, palpitaciones del corazón y hasta anafilaxis.

La alergia al glutamato de sodio aún no está científicamente comprobada, si bien sus posibles características se han reconocido.

Causas

Esta alergia es causada por el glutamato monosódico que se agrega comúnmente a:

-Comida china.

-Carne procesada.

-Vegetales enlatados.

-Sopas instantáneas.

El glutamato monosódico también está presente en tomates, extractos de soya, levadura hidrolizada, carnes secas, aves de corral, quesos, pescados y proteínas hidrolizadas que se usan como aglutinantes, potenciadores del sabor o emulsionantes.

Se desconoce a ciencia cierta por qué el glutamato monosódico provoca reacciones alérgicas solo en algunas personas, pero sí sabe cómo se desencadenan. Cuando la persona entra en contacto con el compuesto, su sistema inmunitario lo detecta y lo reconoce como una sustancia nociva para el cuerpo. Entonces, libera anticuerpos, y estos liberan histaminas para combatir al “intruso”, lo que provoca la aparición de los síntomas.

Factores de riesgo

-Amplio consumo de alimentos enlatados.

-Posiblemente, padecer urticaria crónica.

-Historial clínico complejo tanto en niños como en adultos.

Complicaciones

Si el afectado no recibe ayuda inmediata, puede sufrir un paro cardíaco que lo lleve a la muerte.

La mayoría de las presuntas reacciones alérgicas al glutamato monosódico son muy leves y las molestias son ligeras. En los casos más graves, el individuo puede sufrir anafilaxis, una grave reacción alérgica que se manifiesta por náuseas, opresión en el pecho, dificultad para respirar, diarrea, sibilancias y mareos, entre otros síntomas. Si el afectado no recibe ayuda inmediata, puede sufrir un paro cardíaco que lo lleve a la muerte.

Diagnóstico

Los reportes de alergia al glutamato de sodio no son tan comunes como las alergias al polvo o al polen. Solo un médico puede evaluar los síntomas y hacer un diagnóstico certero de la condición que el individuo presenta. De hecho, signos como un ritmo cardíaco anormal, una frecuencia cardíaca rápida y una reducción del flujo de aire a los pulmones después de unas 2 horas de haber consumido un alimento con contenido de glutamato monosódico puede confirmar al médico la alergia al compuesto. Por ende, es muy importante acudir rápidamente al consultorio ante síntomas sospechosos.

Tratamiento

Como las reacciones alérgicas suelen ser leves, la mayoría de las veces no se requiere un tratamiento médico estricto. Sin embargo, si los síntomas son severos y no desaparecen por sí solos o si se presenta anafilaxis, es esencial acudir al médico para que este administre una o dos inyecciones de epinefrina y prescriba el tratamiento idóneo.

Cambiar el estilo de vida es un factor importante para mantener una buena salud  y evitar las reacciones alérgicas; por eso, se hace indispensable que los alérgicos al glutamato monosódico eviten al máximo el consumo de alimentos que lo contienen, aun en mínimas cantidades.

Remedios caseros

La FDA indica que las etiquetas de los alimentos envasados deben mencionar la presencia del glutamato monosódico en la lista de ingredientes, pero los alimentos que lo contienen naturalmente o se venden frescos, como los tomates, no tienen ninguna indicación al respecto. Desde esta perspectiva, la etiqueta de todos los alimentos envasados debe ser revisada antes de ir a parar a la alacena.

Si se tiene una reacción alérgica leve, puede aplicarse alguna crema o loción refrescante sin alcohol sobre la piel para aliviar la comezón. Como los síntomas y el tratamiento de esta alergia todavía no han sido bien estudiados, la mejor opción es acudir al consultorio médico.